Inicio | Blog | Noticias FACE 2019 | Sanidad recomienda a las personas celiacas vacunarse contra la gripe

Sanidad recomienda a las personas celiacas vacunarse contra la gripe

A partir del 21 de octubre comienza la Campaña 2019-2020 de vacunación de la gripe en las diferentes comunidades autónomas y Sanidad ha vuelto a incluir al colectivo celiaco entre la población diana. Te lo explicamos.

A partir del próximo 14 de octubre, el Consejo Interterritorial de Salud estudiará y publicará las recomendaciones deficnitivas pero ya se conoce, que al igual que el año pasado, el colectivo celiaco es población diana de campaña. Cabe destacar que se trata únicamente de una recomendación ya que la enfermedad celiaca es una patología con una base autoinmune que implica una vulnerabilidad mayor ante agentes externos.

No obstante, actualmente los expertos afirman que el colectivo celiaco debe seguir el mismo calendario de vacunas obligatorias que el resto de la población siempre que hayan normalizado los niveles de anticuerpos ya que de lo contrario la vacunación podría no resultar efectiva.

Así mismo se ha observado que en algunos casos debido a la disfunción esplénica (menor cantidad de células linfoides) que sufren muchos de ellos (la mayoría sin saberlo), es recomendable incluir alguna vacuna más de las que son voluntarias para la población general.

¿Quién tiene que vacunarse de la gripe?

  • Mayores de 65 años, especialmente si conviven en instituciones cerradas
  • En los menores de 65 años, la vacunación debería realizarse en todas aquellas que pueden presentar complicaciones derivadas de la gripe: menores (a partir de 6 meses) y adultos con enfermedades crónicas cardiovasculares (excluyendo hipertensión arterial aislada), neurológicas o respiratorias, incluyendo displasia bronco-pulmonar, fibrosis quística y asma.
  • También deben vacunarse de la gripe los menores (a partir de los 6 meses) y adultos con:
  • Diabetes mellitus
  • Obesidad mórbida
  • Enfermedad renal crónica y síndrome nefrótico
  • Hemoglobinopatías y anemias o trastornos de la coagulación
  • Hemofilia y trastornos hemorrágicos crónicos, así como receptores de hemoderivados y transfusiones múltiples
  • Asplenia o disfunción esplénica grave
  • Enfermedad hepática crónica, incluyendo alcoholismo crónico o enfermedades neuromusculares graves o inmunosupresión (incluyendo las inmunodeficiencias primarias y la originada por la infección por VIH, por fármacos –incluyendo tratamiento con eculizumab-, en los receptores de trasplantes y déficit de complemento)
  • Cáncer y hemopatías malignas
  • Implante coclear o en espera del mismo
  • Fístula de líquido cefalorraquídeo
  • Enfermedad celíaca 
  • Enfermedad inflamatoria crónica o trastornos y enfermedades que conllevan disfunción cognitiva: síndrome de Down, demencias y otras
  • Menores entre los 6 meses y los 18 años de edad, que reciben tratamiento prolongado con ácido acetilsalicílico, por la posibilidad de desarrollar un síndrome de Reye tras la gripe.
  • Personas de más de 6 meses institucionalizadas de manera prolongada
  • Mujeres embarazadas en cualquier trimestre de gestación
  • Menores entre los 6 meses y los 2 años de edad con antecedentes de prematuridad menor de 32 semanas de gestación
  • Personal de los centros, servicios y establecimientos sanitarios, tanto de atención primaria como especializada y hospitalaria, pública y privada, así como personal de oficinas de farmacia.
  • Personas que trabajan en instituciones geriátricas o en centros de atención a enfermos crónicos, especialmente los que tengan contacto continuo con personas vulnerables.
  • Estudiantes en prácticas en centros sanitarios.
  • Personas que proporcionen cuidados domiciliarios a pacientes de alto riesgo o mayores
  • Personas que conviven en el hogar, incluidos los menores a partir de los 6 meses de edad, con otras que pertenecen a algunos de los grupos de alto riesgo, por su condición clínica especial
  • Fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, con dependencia nacional, autonómica o local.
  • Bomberos.
  • Servicios de protección civil.
  • Personas que trabajan en los servicios de emergencias sanitarias.
  • Personal de instituciones penitenciarias y de otros centros de internamiento por resolución judicial (incluyendo centros de acogida de inmigrantes).
  • Personas con exposición laboral directa a aves domésticas o a cerdos en granjas o explotaciones avícolas o porcinas y también a aves silvestres.
COMPARTIR:

Facemovil

Facejoven