Inicio | Noticias FACE 2021 | ¿Suponen un riesgo los materiales biobasados alternativos?

¿Suponen un riesgo los materiales biobasados alternativos?

Con la entrada en vigor la normativa que regula el consumo de plásticos de un solo uso es normal que nos planteemos esta pregunta

En 2019 se aprobó la Directiva (UE) 2019/904 cuyo artículo 5 recoge la reducción de determinados productos de plástico que establece que los Estados miembros prohibirán la introducción en el mercado de los productos de plástico de un solo uso por el impacto que estos tienen en el medio ambiente.

Aunque el margen de entrada en vigor por completo de la norma es amplio, es cierto que son cada vez más los establecimientos y productores alimentarios que apuestan por utilizar este tipo de menaje elaborado a partir de materiales biobasados que son más respetuosos con el medio ambiente.

El problema que esto supone para el colectivo celiaco es que los materiales alternativos al plástico que se están utilizando para desarrollar estos envases provienen en muchos casos de cereales con gluten como fibras de trigo o cebada, pero también preparados como pasta o galleta. En este sentido, desde varias asociaciones de celiacos se han promovido estudios para evaluar si se produce o no transferencia de estos envases a los alimentos ya que la estabilidad de muchos de estos materiales es mucho más variable en función de los alimentos y de la temperatura del mismo.

Por los resultados de estos pequeños ensayos sabemos que sí que hay migración de los envases (biodegradables elaborados a partir de cereales con gluten) y, por tanto, suponen un riesgo emergente para las personas celiacas. Por este motivo, desde la Asociación de Celiacos de Italia (AIC) se está realizando un ensayo más amplio sobre el tema donde se estudian en profundidad varios tipos de envases (de cereales, de pasta, etc.) ya que tanto el Reglamento 1935/2004 (artículo 3) como el Reglamento 178/2002 (artículo 14) contemplan la necesidad de controlar si hay migraciones y la protección de la población sensible, respectivamente. Pero se trata de una legislación elaborada para materiales y compuestos plásticos por lo que los cereales o los preparados como la pasta o las galletas, no se contemplan como una materia prima a controlar.

Sabemos por conversaciones con la propia industria que en este momento los fabricantes están muy centrados en alcanzar mayores ratios de incorporación de materias biobasadas y/o en mejorar la biodegradabilidad/compostabilidad de sus materiales en diversos medios y condiciones. Pero consideramos que es fundamental, no obviar la situación y realizar estudios que ratifiquen la ausencia de alérgenos en este tipo de productos evaluando su seguridad para los pacientes.

Por todo esto, cabe destacar que:

  • La Recomendación 2019/794 (que es la más reciente) no incluye específicamente los envases biodegradables a partir de cereales con gluten en los materiales de contacto que deben figurar en el muestreo para ensayar la migración global.
  • Actualmente la EFSA no ha publicado ninguna opinión o estudio de referencia.
  • Desde AOECS se está esperando a los resultados del estudio que están desarrollando desde Italia, pero se envió una carta a la Comisión Europea y a la EFSA realizando la consulta a la que todavía no se ha recibido respuesta.
  • Es importante llevar precaución con este tipo de productos e intentar utilizar productos que provengan de materias primas alternativas al plástico pero que no pongan en peligro vuestra salud.

Referencias:

 

COMPARTIR:

Facemovil

Facejoven