Inicio | Blog | Noticias FACE 2019 | Trigo y sistema inmunitario: distintas formas de respuesta

Trigo y sistema inmunitario: distintas formas de respuesta

El espectro de las patologías relacionadas con algunos cereales, especialmente el trigo, incluye a la enfermedad celiaca (EC), la alergia al trigo (AT) y la intolerancia al trigo no-celiaca (ITNC). Esta diversidad de procesos indica que el sistema inmunitario responde a las proteínas de estos cereales de diferentes maneras y que, en el caso de la ITNC, esta respuesta es aún poco conocida. En la actualidad, los procesos relacionados con el trigo, o con el gluten en general, se están convirtiendo en un verdadero fenómeno epidemiológico y social, con una prevalencia global en torno al 5%. Sin embargo, se estima que un porcentaje mayor de la población, dependiendo de los países, ha eliminado el gluten de la dieta por iniciativa propia, sin un diagnóstico clínico específico previo. Estas tres entidades, que comparten una respuesta de mejoría clínica al retirar el gluten o el trigo de la dieta, son la expresión de distintos mecanismos causales, muy bien caracterizados en el caso de la EC y la AT, y apenas perfilados en el caso de la ITNC. Es muy importante realizar un diagnóstico correcto antes de retirar el trigo o el gluten de la dieta para poder descartar y/o identificar otro tipo de enfermedades digestivas que precisen tratamientos diferentes.

La enfermedad celiaca (EC) es un proceso inflamatorio crónico del intestino delgado mediado por una respuesta inmunitaria frente al gluten en individuos genéticamente predispuestos, que da lugar a un cuadro de malabsorción:

  • Los linfocitos T específicos del gluten ponen en marcha la cascada inflamatoria que provoca la lesión de la mucosa intestinal.
  • Su prevalencia está en torno al 1% de la población.
  • El diagnóstico se basa en la sospecha clínica, marcadores serológicos y genéticos, y en la evaluación de la mucosa duodenal mediante la toma de una biopsia.
  • Existen marcadores serológicos específicos de alta eficacia diagnóstica (anticuerpos anti-transglutaminasa tisular).
  • Los marcadores genéticos HLA-DQ2/DQ8 tienen un alto valor predictivo negativo.
  • Nuevas estrategias diagnósticas utilizando muestras de biopsia, como el estudio del perfil de linfocitos por citometría de flujo, o de depósitos de anticuerpos específicos, aportan información decisiva en casos atípicos, dudosos y complejos de EC.
  • El tratamiento es la dieta sin gluten.

 

La Alergia al trigo (AT) es un proceso inmunológico mediado por anticuerpos de clase IgE, y su presentación clínica es inmediata tras la ingestión de trigo:

  • Su prevalencia es menor que en la EC.
  • Los síntomas aparecen de forma inmediata tras la ingesta del alérgeno.
  • Puede tener varias presentaciones clínicas, algunas, como la anafilaxia, son graves y requieren una intervención rápida.
  • El diagnóstico de alergia a un alimento sigue criterios muy definidos, e incluye la historia clínica, pruebas cutáneas (prick test) para identificar la sensibilización por anticuerpos IgE, y pruebas para la determinación de IgE específica.
  • En casos dudosos, el diagnóstico debe basarse en una prueba de exposición por vía oral al alimento, en condiciones ideales a doble ciego, controlada por placebo.
  • El tratamiento consiste en evitar todo contacto con cualquiera de los componentes alergénicos del trigo.

 

La sensibilidad al gluten no celiaca (SGNC) es un síndrome poco definido que se caracteriza por la aparición precoz de síntomas digestivos y/o extra-digestivos tras la ingesta de trigo y su pronta desaparición tras su retirada de la dieta:

  • Además del gluten, otros componentes del trigo pueden estar implicados en el desarrollo de este proceso (por ello se propone en término síndrome de intolerancia al trigo no-celiaco)
  • Su prevalencia es variable, aún por determinar. La incidencia es mayor en mujeres jóvenes, y es rara en niños.
  • No existen biomarcadores específicos ni se han identificado marcadores genéticos. Tampoco se observa lesión histológica en la mucosa intestinal.
  • El diagnóstico exige descartar tanto la EC como la AT, y su confirmación requiere una prueba de provocación doble ciego controlada por placebo.
  • El tratamiento se basa en la restricción dietética de trigo y otros componentes de la dieta (dieta libre de FODMAP).

 

Autores: Garbiñe Roy y Eduardo Arranz

  • Servicio de Inmunología, Hospital Universitario Ramón y Cajal, Madrid
  • Instituto de Biología y Genética Molecular (IBGM), Universidad de Valladolid-CSIC, Valladolid

 

*Extracto extraído del artículo “Trigo y sistema inmunitario: distintas formas de respuesta” publicado en el número 56 de la revista MAZORCA, herramienta que los socios de FACE reciben de manera trimestral.

 

 

 

COMPARTIR:

Facemovil

Facejoven